Programa más reciente

octubre 25, 2021

Generación C

by Inkoo

El desafío de ofrecer la mejor experiencia de entrega, la tecnología como eje clave de las empresas de logística

La propuesta de valor y las necesidades de las empresas logísticas están dictadas por la necesidad de incluir tecnología, por esto buscan a Beetrack, líder en trazabilidad logística en América Latina y creador del software de última milla más avanzado de la industria, por sus soluciones innovadoras que les ayudan a ser más competitivos. Veamos qué es una empresa logística, de qué se encargan y sus principales labores.

El Gobierno de México señala que el Programa Sectorial Derivado del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) ha identificado que las principales industrias manufactureras han concentrado sus actividades en la zona centro del país; y que de acuerdo con el Banco Interamericano de Desarrollo, la distribución genera un incremento en los costos logísticos entre 14% y 35% del valor del producto final para todas mercancías que producimos, consumimos y exportamos en nuestro país; en comparación con los restantes países de la OCDE el costo logístico es de 8% en promedio. Así lo anota también un reporte de Kearney que la logística (transporte por camión, almacenamiento y otras actividades de transporte y almacenamiento relacionadas con el flujo de mercancías) representa casi 8% de la economía en Estados Unidos.

El costo logístico es el valor por llevar una cierta mercancía desde el centro de producción hasta el consumidor final. Debido a la pandemia por Covid-19, el sector logístico enfrenta finanzas inciertas, consumidores insaciables y un futuro que varía mucho según la actividad.

Millones de personas se han acostumbrado en estos meses a hacer compras online, se han adaptado a los tiempos de espera y se han familiarizado con conceptos como la comodidad y el ahorro de tiempo que aporta esta modalidad. Por su parte, las tiendas han centrado sus esfuerzos en potenciar la experiencia de usuario en sus plataformas y procesos, además de aumentar su eficiencia en toda su cadena, con un énfasis fuerte en la logística de última milla para reducir los tiempos de espera, uno de los temas críticos para asegurar la continuidad de los buenos resultados.

Cuando se controle el Covid-19, los expertos predicen que el impacto del Coronavirus no solo será un impulso a corto plazo para el comercio electrónico, sino que llegará para quedarse. Esto, sin duda, presenta un desafío para las empresas para diferenciarse de sus competidores más allá de los productos y precios, ya que actualmente el cliente considera nuevos factores para tomar su decisión de compra.

¿Qué es y qué hace una empresa logística?

A diferencia de las empresas productoras, una empresa logística añade valor a través de sus servicios en lugar del producto o mercancía que fabrica. Sin embargo, esto no significa que su labor sea secundaria, ya que constituye un elemento esencial en la cadena de suministro. Son las que garantizan que el producto llegue desde el lugar de fabricación a manos del cliente, o desde el centro de distribución a las tiendas, por ejemplo.

Una empresa logística es aquella que se ocupa de gestionar las labores de transporte y distribución de productos y mercancías que producen y fabrican otras empresas. A grandes rasgos, su labor permite que los productos lleguen desde los centros de producción hasta el lugar en el que se van a consumir, ya sea otra empresa o un cliente particular.

Logística y tecnología: Una relación clave

“Hoy en día la competencia principal en logística está en la experiencia de entrega como factor diferenciador, por lo tanto, la tecnología juega un rol fundamental para que sea eficiente y tenga beneficios en la fidelización del cliente. Las personas esperan recibir sus productos en el tiempo prometido y sabiendo exactamente a qué hora va a llegar, esa es la expectativa que hay que cumplir y superar”, argumenta Pablo Yáñez, Country Manager de Beetrack México.

Aunque, a grandes rasgos, la actividad general de una empresa logística suele resumirse en el transporte y distribución de mercancías, son muchas las actividades que tienen que llevarse a cabo para conseguir que esta labor funcione en conjunto de manera coordinada y sumando tecnología que permita no sólo optimizar tiempos y procesos dentro de la operación, sino también tener control de cada paso para ofrecer la mejor experiencia al cliente final. Respecto a esto, Yañez explica cómo funciona:

  1. Abastecimiento e inventario de mercancías

La primera actividad esencial de una empresa logística es el abastecimiento de mercancías. Es decir, hacer acopio de los productos que van a ser distribuidos a continuación. Además, una vez que se obtienen estos productos, se tienen que llevar a cabo las labores de inventario, que son las que permiten identificar cada producto para conocer sus características y dónde se podrá tomar una vez que deba ser transportado a otro lugar.

  • Almacenamiento y conservación de mercancía

Las empresas logísticas deben llevar a cabo labores de almacenamiento y conservación de las mercancías o productos de las que se han abastecido. El almacenamiento consiste en guardar los productos hasta que estos se vendan y deban ser distribuidos. Sin embargo, este almacenamiento debe realizarse en condiciones concretas. Es decir, aquellas que permitan que su almacenamiento implique la degradación del producto. Por esto, se habla de conservación además de almacenamiento, ya que este último debe hacerse en las condiciones necesarias para que cada producto en cuestión no vea alteradas sus características de cara al consumo.

  • Labores de picking y packing

Otra de las actividades más habituales de una empresa de logística es el picking y el packing. Ambas actividades se llevan a cabo a partir del momento en el que se ha producido la venta de uno o varios de los productos que estaban almacenados. En ese momento, se inicia el proceso de gestión del pedido.

En primer lugar, se lleva a cabo el picking, que es la recogida de los productos que van a ser enviados en el pedido. A continuación, se procede al packing. es decir, al embalaje y preparación del pedido en condiciones óptimas para su transporte y distribución.

  • Distribución de mercancías y última milla

La distribución de mercancías hace referencia al transporte de los pedidos, que deben ser enviados ya preparados desde el almacén hasta el cliente, es decir, a una parte esencial de la logística externa. Esto se lleva a cabo mediante las rutas de reparto, que permiten distribuir varios pedidos al mismo tiempo y, de esta forma, optimizar los costos derivados del proceso. La última milla, en específico, hace referencia al final del proceso, cuando el pedido está camino a su lugar de destino. Es especialmente importante, ya que, debido al impacto que tiene en la experiencia de compra del consumidor, determina en gran medida el grado de satisfacción del cliente.

Calidad en la última milla: El factor diferenciador clave para las empresas

Todas las actividades de la cadena de suministro forman parte del día a día de las empresas logísticas que usan tecnología innovadora, donde, según destaca Pablo Yáñez, “la última milla tiene especial importancia por el impacto que tiene no solo en la calidad del servicio, sino también en la percepción del comprador respecto a la experiencia de compra en su conjunto”.

En este sentido, el uso de herramientas como LastMile by Beetrack, permite optimizar el desarrollo de la última milla al máximo. Gracias a esta herramienta se puede monitorizar todo el proceso, gestionar la entrega del pedido de manera coordinada con el cliente, y analizar los datos de cara a mejorar el proceso en futuras entregas. Una herramienta indispensable para que las empresas logísticas puedan ofrecer la mejor experiencia diferenciándose de sus competidores, mejorando su reputación de marca y fidelizando a sus clientes, concluyó el directivo.